Costa Brava en barco : De Rosas a Cadaqués

0
166
Cadaqués
Puerto de Cadaqués
Ad

¡Nos vamos!

Uno de mis primeros experiencias de la Costa Brava : en barco. Salimos con un pequeño yate y 10 personas en el Golfo de Rosas. Pasando primero a través de los canales en los que se encuentran los catamaranes de los turistas y de los nativos. Después por las casas modernas y las villas con torres tradicionales. Luego despegamos y estamos en mar abierto.

La vista al horizonte

Más amplio aparecen las playas de ensueño casi vacías. Porque el cielo aún está cubierto de nubes grises – nunca había visto eso aquí antes. El mar, el paisaje, todo parece completamente diferente que bajo el cielo azul, igual esta faceta es hermosa también. Nunca puedo ver suficiente del océano. Las boyas amarillas aparecen y desaparecen. El horizonte en todas partes, donde el mar y el cielo se confunden.

Ad
Costa Brava en barco
Mar y montañas

El hermoso paisaje del Empordá

Más allá de enormes rocas, cuyo gradiente de color oscila entre el blanco crema y el ocre oscuro, cubierto de árboles
verdes. Descubra pequeñas cuevas en las rocas e imagínese lo fascinante que sería sentarse allí y observar el mar, los pájaros y los barcos que pasan. Cuando vemos la orilla, el cielo ya está abierto y el sol del mediodía brilla en nuestras caras. Veo las casas encaladas, la bonita iglesia, ¡debe ser Cadaqués! Amarramos en una boya en el puerto, nos asombramos ante este pueblito costero de blanco. Para mí hasta ahora el lugar más bonito de la Costa Brava!

¡Disfruta Cadaqués!

Caminamos unas horas por Cadaqués, tomamos un café con hielo – ¡qué rico! – comemos unas tapas y paseamos por las hermosas tiendas, los pequeños callejones y las galerías. También la casa del famoso surrealista Salvador Dalí está a la vuelta de la esquina y admiramos las cabezas, los huevos y la hermosa vista desde su casa.

De vuelta al agua

De vuelta en el barco, comemos aceitunas, frutas frescas y pistachos. Estoy exhausta de las muchas nuevas impresiones, de la brisa marina, del sol y de la rica comida. «Como en la hamaca.» Oigo a mi tía decir. Entonces, el suave balanceo del mar me hace dormir en pocos segundos una siesta agradable. Me despierto de una brisa fresca y estoy feliz de estar aquí.

Cadaqués en barco
Vista panoramica en Cadaqués
Ad

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.